TwinPure Carbón Activo

pro_twinpure_carbon


Los cartuchos TwinPure Carbón activo funcionan por el mismo principio que la filtración por arena. La diferencia radica en los materiales filtrantes y su finalidad. Los cartuchos TwinPure Carbón Activo están compuestos por cáscaras de coco y carbón natural.

Los materiales que componen el cartucho TwinPure Carbón son 100% naturales y presentan millones de microscópicos poros los cuales atraen, capturan y rompen las moléculas mediante un mecanismo de adsorción de los contaminantes presentes en el agua.

La utilidad principalmente de estos productos es la de eliminar del agua el cloro, sabores, olores y demás productos químicos orgánicos, actuando además en su formato prensado como filtro de sedimentos de hasta 5μm. Este producto es también utilizado como proceso final en varios procesos de tratamiento de agua.

Descripción Técnica del carbón activo

El carbón activo está compuesto en un 75-80% de carbono y un 5-10% de cenizas. Dentro del cartucho el carbón activo puede estar en forma granular o prensado.

Hay varios tipos de carbón activo, según la materia prima, el tipo de activación y la duración de este proceso de activación, pero en cualquier caso, el carbón se caracteriza por su calibre pequeño y homogéneo, así como su estructura interna, la cual está formada por una multitud de poros de tamaño uniforme. De esta forma puede alcanzarse una superficie interna de entre 500 y 1.500 m2/gr.

Estos poros pueden dividirse según su tamaño en macro poros, los cuales tienen un radio mayor de 25 nm, meso poros, entre 25 y 1 nm, y micro poros, que presenta un radio inferior a 1 nm. 

Características

  • Reducción de cloro, sabor, olor y color.
  • Debido a su estructura cubierta y precintos de seguridad no desprenden partículas de carbón.
  • Configuración final DOE (formato prensado) o SOE (formato granular).
  • Temperatura máxima de trabajo: 60 ºC.
  • Baja pérdida de carga.
  • Presión máxima de trabajo: 15 kg/cm2.
  • Se recomienda su sustitución con una pérdida de carga máxima de 6 kg/cm2.
  • Recomendado por la FDA para la industria de alimentación y bebidas.